03 julio 2006

La LOU y la igualdad de sexos

La paridad ha llegado a la Ley Orgánica de Universidades. Acabo de recibir el anteproyecto de modificación aprobado por el Consejo de Ministros. La política de igualdad traducida a número de representantes llega a varios artículos. En la exposición de motivos aparece:
Los poderes públicos deben remover los obstáculos que impiden a las mujeres alcanzar una presencia en los órganos de gobierno de las universidades y en el nivel más elevado de la función pública docente e investigadora acorde con el porcentaje que representan entre los licenciados universitarios.
En el Artículo 13:
La elección de los representantes de los distintos sectores de la comunidad universitaria en el Claustro Universitario, en las Juntas de Facultad o Escuela y en los Consejos de Departamento se realizará de forma que permita la presencia equilibrada entre mujeres y hombres, mediante sufragio universal, libre, igual, directo y secreto.
En el Artículo 27:
Las normas de organización y funcionamiento de las universidades privadas establecerán sus órganos de gobierno y representación, así como los procedimientos para su designación y remoción, asegurando en dichos órganos, mediante una participación adecuada, la representación de los diferentes sectores de la comunidad universitaria de forma que permita la presencia equilibrada entre mujeres y hombres.
En el Artículo 57, sobre la acreditación nacional:
Reglamentariamente, se establecerá la composición de las comisiones reguladas en este apartado que, en todo caso, deberá ajustarse a los principios de imparcialidad y profesionalidad de sus miembros, procurando una composición equilibrada entre mujeres y hombres, salvo que no sea posible por razones fundadas y objetivas debidamente motivadas.
Artículo 62, sobre los concursos de acceso a plazas docentes:
Los estatutos de cada universidad regularán la composición de las comisiones de selección de las plazas convocadas y garantizarán, en todo caso, la necesaria aptitud científica y docente de sus componentes. Dicha composición deberá ajustarse a los principios de imparcialidad y profesionalidad de sus miembros, procurando una composición equilibrada entre mujeres y hombres, salvo que no sea posible por razones fundadas y objetivas debidamente motivadas.
Disposición adicional duodécima. Unidades de igualdad.
Las universidades contarán entre sus estructuras de organización con unidades de igualdad para el desarrollo de las funciones relacionadas con el principio de igualdad entre mujeres y hombres.
Vaya, aquí se les olvidó repetir que estas Unidades tengan el mismo número de hombres y de mujeres, qué despiste.
Personalmente lo que más puede afectarme es el Artículo 41 que habla de la investigación en la universidad y que he dejado para el final. El apartado 4 incluirá el siguiente texto:
Se promoverá que los equipos de investigación desarrollen su carrera profesional en condiciones de igualdad, fomentando una presencia equilibrada entre mujeres y hombres en todos sus ámbitos.
Y claro, he empezado a preocuparme por la forma concreta de llevar a cabo esta directriz. Por un lado el "se promoverá" no lo entiendo bien. Caben dos opciones: a) que los equipos de investigación reciban o dejen de recibir subvenciones en función de su aproximación a la sex ratio correcta, o b) que recibamos periódicamente un informe de la Unidad de Igualdad de la universidad instándonos a que el/la próxim@ becari@ sea del sexo correcto para no desviarnos del objetivo. Tal vez incluyan medidas para el supuesto (es sólo un suponer) de que no les hagamos caso.
Por otro lado, si las carreras de los equipos deben desarrollarse en condiciones de igualdad, las sex ratio de sus componentes no debería comportar consecuencias beneficiosas ni perniciosas.
Aunque el lío mayor va a ser cuando haya que decidir la beca o contrato ¿cómo vamos a hacer para equilibrar la cosa si los méritos apuntan en dirección contraria? Y no estoy diciendo nada en contra del sexo femenino, que el desequilibrio puede ir perfectamente en el otro sentido. En fin, los sabios legisladores sabrán...

11 comentarios:

Anakron dijo...

Estas medidas son ridículas. ¿Es que las feministas no se dan cuenta de que estas medidas son machistas? A mi estas medidas siempre me han dado a entender que "como las mujeres no pueden llegar a ciertos puestos por sí mismas, tenemos que garantizar por ley, que puedan llegar"...

Por favor...

Hay carreras en las que la paridad entre hombre y mujeres es imposible e ilógica (En Ingeniería Informática hay un 20% de mujeres. En Traducción e Interpretación, un 5% de hombres). Exigir una paridad para estos casos es una soberbia tontería.

Además, en la mayoría de los párrafos que aparecen en el post usan expresiones como "Se debe procurar que...". Es decir, no obligan a nada concreto... Es una ley/normativa más bien inútil, ¿no? (Ojo, no tengo ni idea de derecho)

Angel dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Angel dijo...

Yo no achacaría estas medidas al movimiento feminista porque actualmente hay más hombres que mujeres tomando decisiones legislativas. Mi opinión (el post es casi solamente informativo) es que estas medidas son un brindis al sol, una declaración de intenciones fácil de incluir y que lavan la cara a los legisladores pero en poco contribuyen a la causa original, aparte de ser de muy dificultosa implantación real (ver últimos párrafos del post).
Y como dice anakron esto va en los dos sentidos: hay carreras con claras mayorías femeninas donde la paridad habrá que enfocarla hacia el otro lado.

Anónimo dijo...

¿Y el artículo 13?:
"se realizará de forma que permita la presencia equilibrada entre mujeres y hombres, mediante sufragio universal, libre, igual, directo y secreto."

¿Como puede ser directo (es decir por candidato), secreto y... resultar "equilibrado"?.
¿Y si no resulta?. ¿Pucherazo?. ¿Tendra prioridad la igualdad de representación sobre la democracia?.
- Chuminadas-, (Nunca mejor dicho).

Leucipo dijo...

Posiblemente tendria mas exito una paridad desde abajo: que toda empresa de supermercados y de limpieza tuviera obligacion de tener al menos un 45% de hombres en los escalafones inferiores. En general, al menos un 40% de hombres en los escalafones de inferior salario de cualquier empresa. Eso eliminaria la desigualdad salarial, y algunas ideas preconcebidas sobre los trabajos adecuados para cada sexo.

Ford Prefect dijo...

Hola,

Acabo de leer esta entrada justo después de la de "El último tilacino".

¿Porque será que el último párrafo de aquella entrada me resulta extrañamente aplicable a ésta?

"¿La moraleja? Ninguna, sólo un hecho: ningún predador de tamaño mediano o grande escapa de la acción humana. La competencia nos molesta."

Un saludo,
Ford Prefect

Angel dijo...

Puede ser, puede ser... habría que pensar bien si se aplica y qué consecuencias se deducen.

Topo Universitario dijo...

Si tanto preocupa la igualdad, ¿por qué en la ley siempre se habla primero de las mujeres y después de los hombres? Yo recurriría a una ordenación aleatoria de sexos. Que lo que no da la sociedad lo dé un generador de números aleatorios.

(Es broma)

Anónimo dijo...

Para un continuo desarrollo solo deberíamos tener a l@s mejores para cada puesto, resultaría ridículo hacer lo contrario. Si hay mas personas buenas de un sexo que del otro para un puesto determinado en un momento determinado... ¿por que se habrían de meter un@s cuant@s inútiles? ¿seria eso justo para l@s que si que se lo ganaron de verdad?

Leyes ridículas.... de eso hay de sobra en este país; mas educación es lo que hace falta, y mas ética, y mas valores morales.

Anónimo dijo...

Igualdad... ¿llegara para todo algún día? a mi se me enciende la sangre cada vez que pienso, por ejemplo, mi jefa nos obliga a los hombres a llevar pantalón largo y zapatos siempre, aunque se caiga el sol a pedazos y te mueras del calor; en cambio ellas pueden llevar faldita, pantalon largo o corto, sandalias, botas o lo que les de la gana, y aun no se ha dado el caso en que alguna de ellas haya querido solidarizarse con sus compañeros o quejarse ante la injusticia. Solo quieren la igualdad para lo que les conviene.
Estas mujeres de hoy en día demuestran tener un sentido muy extraño de la igualdad y la justicia, y los politicos babosean solo de pensar en los votos que les hacen ganar... es lamentable.

Mary dijo...

En el día a día durante mis más de 10 años de trabajo, he tenido mis altos y mis bajos en lo que a la diferencia de género respecta.
Si bien creo que la situación va mejorando ligeramente con los años, aun queda un largo camino por recorrer y una gran lucha por realizar de mano de las mujeres actuales y las vinentes.
Juntas podremos, posiblemente no viva para verlo, pero tengo la esperanza de que algun día la igualdad de género sea una realidad.

Grab this Widget ~ Blogger Accessories
 
º