09 marzo 2009

Obama y las células troncales

Soy un firme partidario de la investigación con células troncales vengan de donde vengan. Las razones las expuse en De embriones y células madre, donde comenté la instrucción vaticana "Dignitas personae sobre algunas cuestiones de bioética". La cuestión subyacente puede resumirse en la consideración o no del cigoto y blastocisto como personas y, en caso positivo, como merecedoras de los mismos derechos que los humanos desarrollados. No voy a repetir consideración alguna, sólo mi postura personal: no considero que un embrión en estado de blastocisto pueda ser considerado una persona ni siquiera remotamente. Consecuentemente, tampoco considero que la investigación con células troncales embrionarias procedentes de embriones crioconservados sea éticamente criticable.
En los EE.UU., el anterior presidente George W. Bush había prohibido la financiación pública de ese tipo de investigación en el año 2001 haciendo uso del veto presidencial en las dos ocasiones donde se intentó revertir la situación en el Senado., incluso por mayorías claras (63 contra 37 en el 2006). Las razones fueron "morales y religiosas". La noticia de hoy es que Barack H. Obama ha anunciado el levantamiento de esa prohibición con lo que en los EE.UU. se abre la posibilidad de financiar esas investigaciones con fondos públicos. La orden original la tienen aquí. Les dejo con la declaración de intenciones aunque merece la pena leer el documento completo:
La investigación con células humanas troncales embrionarias y no embrionarias pueden ayudarnos a comprender mejor y a tratar varias enfermedades y condiciones discapacitantes. En la década pasada se han hecho avances alentadores en este campo, consiguiendo un consenso general en la comunidad científica de que la investigación debe ser apoyyada con fondos públicos.
En los últimos 8 años, la intención del Department of Health and Human Services y del National Institute of Health (NIH) para financiar y dirigir la investigaciñin con células troncales embrionarias ha sido limitada por las acciones del Presidente. El propósito de la presente orden es eliminar esas limitaciones en la investigación, potenciando la financiación de la NIH y reforzando la contribución de los científicos de América (sic) en los nuevos descubrimientos y terapias en beneficio de la humanidad.
Para mí es una buena noticia porque sólo sabremos hasta donde se puede llegar en el tratamiento de algunas enfermedades investigando sin excesivas trabas. En cualquier caso, los vetos unipersonales no me parecen la forma más razonable de regular nada.

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Gelín, sólo un comentario. Si bien un embrión en estado de blastocisto no puede ser considerado una persona ni siquiera remotamente, hay personas humanas que no han pasado del estado de blastocito, especialmente en lo que a su sistema nervioso se refiere. Quizás de ahí el empeño de algunos en considerar personas a los blastocitos, razonando a la inversa.
J

Angel dijo...

J, los blastocistos son grupos de células honradas, no como "esos" :-)

Grab this Widget ~ Blogger Accessories
 
º