12 noviembre 2008

¿Se puede saber que Dios existe? La respuesta es...

La cuestión que alguna vez nos preocupó está zanjada. La demostración ha sido habilidosa, todo un hallazgo. Juzguen ustedes mismos. Era una jornada en la Universidad Francisco de Vitoria, privada y de "inspiración católica", donde se debatía sobre una de tantas preguntas del millón: ¿se puede saber que Dios existe?
Y para debatir se formaron dos equipos, uno apoyando el sí y otro defendiendo el no.
El argumento empleado por un tal Salvador Antuñano, profesor en dicha universidad e integrante del equipo del sí, fue demoledor:
"Sólo hay un modo válido de responder en positivo sobre esta cuestión que se nos plantea: sabiendo que Dios existe. Y esto implica ya una ventaja existencial y epistemológica para nuestro equipo sobre el otro".
Pues eso, se acabó la discusión. Irrefutable. Este colega los tiene (es sólo una opinión) como el caballo de Espartero. Si quieren leerlo completo pulsen aquí.

12 comentarios:

Jacinto dijo...

Ja,ja,ja,...me partoooo.
¡Qué erudición!. Le deberían dar el Premio Novel.

Jacinto dijo...

Porque el Nobel ni se lo huele.

M. Montes dijo...

Sólo puedo decir: "Madre mía".

ÓsQar dijo...

¿Se puede escribir una frase más corta que incluya un mayor número de falacias?
Alucino.

Arturo dijo...

Lo que también me sorprende es el último párrafo. Veo de que palo eran los asistentes con sus "preguntas". Y el tal Pablo Domínguez, decano de una Facultad, también tiene delito: "Sólo digo que eso lo he experimentado yo, que es real, que no les engaño, que no estoy haciendo ningún tipo de metáfora, que no les quiero llevar a mi terreno, que no gano nada, que lo digo porque lo vivo. Y porque lo vivo, lo digo".

Simplemente estupor. Que me devuelvan el dinero público que subvenciona a esta gente...

Convocatoria Ciudadana Extremeña dijo...

La Convocatoria Ciudadana Extremeña te invita a sumarte al encuentro de todos los extremeños y dar presencia a la comunidad de blogueros que hablan, desde la región o fuera de ella, y ayudan a dar voz en la Red a Extremadura. Queremos que la web sea un punto de encuentro de ciudadanos, vecinos, amigos, familiares, compañeros, etc.

http://www.convocatoriaciudadanaextremena.es/index.php/envia-tu-blog

Agradecemos que difundas también la información, sumes los banners disponibles a tu espacio, nos sigas a través de las redes sociales, etc. Muchas gracias por tu ayuda y colaboración.

Illaq dijo...

Personalmente, no me burlo en absoluto de quienes tienen y profesan su fe, pero esto es un esperpento... y una burla intelectual con respecto al equipo del "no". Los escolásticos del siglo XIII tenían mucho más clara la diferencia entre "objetividad" y "subjetividad" y es una pena que estos caballeros (al parecer no había "señoras"...) no se relean los escritos de aquella época e, incluso, su metodología de "disputación".
En fin, el llamado "argumento ontológico" era más elegante... Esto es un simple insulto a la inteligencia.

Anónimo dijo...

Uno de los creyentes dice: "Una pura invención mía no puede en realidad dejarme satisfecho".

Pues que poco sabe este hombre de Psicología. Claro que un estímulo imaginario puede afectar a la persona, como ocurre en los casos de esquizofrenia. ¿Y qué pasa cuando alguien imagina que es perseguido por seres que en realidad no existen?

Si uno piensa o imagina que está con la mujer de sus sueños o que le toca la lotería, ¿no se siente satisfecho y feliz?

¿Cuando uno ve una película o lee una novela (estímulos que no existen en la realidad) no siente alegría, miedo, angustia, etc.?

Salva dijo...

Para decir eso, podrían haber sido más creativos:

"Sólo hay un modo válido de responder en positivo sobre si los estantes de 90 cm son la base de todos los libros de este planeta: sabiendo que hay olas en el mar. Y esto implica ya una ventaja existencial y epistemológica para nuestro equipo sobre el otro, con lo que reclamamos el fin del partido y la exlusión del árbitro. Hemos venido a esta conferencia a pasar el rato porque, al ser como somos, los poseedores de la verdad absoluta, nos divertirá ver cómo balbucean los no iluminados por la sapiencia de los habitantes del quinto planeta de la segunda estrella más allá del país de nunca jamás. Volarás, volarás..."

E. L. dijo...

"Sólo hay un modo válido de responder en positivo sobre esta cuestión: sabiendo que la luna es de queso azul. Y esto implica ya una ventaja existencial y epistemológica para nuestro equipo".

Porque, claro, ya he dado por autoevidente lo que se suponía que debía demostrar. Así que si ya antes de combatir he ganado, ¿para qué combatir?

Como alguna vez dijo Popper (y, antes, Hume y muchos medievales), cuando usas como instrumentos del razonamiento únicamente las palabras y su significado estás condenado a la tautología y sus variantes más o menos abstrusas. En el fondo, la mayor parte de pruebas de la existencia de Dios se apoyan en el significado de varias palabras, no en ninguna evidencia empírica; porque cualquier evidencia empírica es consistente tanto con la existencia como con la inexistencia de Dios.

Y siendo así, me parece increíble que se proponga este debate sin someter la misma pregunta a un análisis filosófico que ya Kant prefiguró.

Dios dijo...

El problema es que, cuando se trata de Dios, la evidencia empírica es imposible por definición. Probablemente incluso el más convencido de los ateos tenga que aprender a convivir con las versiones más amables del creacionismo que circulan por ahí afuera.

Angel dijo...

A la fuerza ahorcan amigo, ya estamos acostumbrados a convivir con todo tipo de creencias, no tenemos que aprender nada sobre eso.

Grab this Widget ~ Blogger Accessories
 
º