03 abril 2010

Casas de indiano





Se llamaba "hacer las indias" al acto, frecuentemente desesperado, de huir de la miseria local e intentar ganarse un futuro más prometedor cruzando el Atlántico y recalando donde a cada uno su instinto le dió a entender. Mis abuelos eran asturianos que, junto con los gallegos, protagonizaron una diáspora luego repetida tras la guerra civil. Primero a Cuba y luego a los Estados Unidos, donde se quedaron unos años. Otros familiares les siguieron atrapados entre las ganas de mejorar y la añoranza de la tierra natal.
A estos exiliados económicos se les llamó "indianos". Los menos protagonizaron aventuras singulares que acabaron con el regreso. Algunos de estos afortunados levantaron escuelas en sus pueblos y ayudaron a sus convecinos consiguiendo finalmente una placa en la plaza o un busto en la escuela. Otros no llegaron necesariamente a tanta generosidad pero levantaron las "casas de indiano" que jalonan el norte de España. Casas grandes, elegantes, que decayeron en las décadas pasadas con la crisis económica. Algunas han sido recuperadas por las administraciones, otras siguen mantenidas por los herederos, otras se arruinan ante la falta de atención. Las que hoy les traigo aquí están en Somao, un pueblo de la costa central de Asturias.

2 comentarios:

casas prefabricas dijo...

Perdón, hay algún sitio dónde poder ver más y leer más sobre este tema?

Angel dijo...

Hay bastante escrito pero no es mi especialidad, lo siento. En el blog siguiente seguro que obtienes más información: http://casonasdeindianos.blogspot.com.es/

Grab this Widget ~ Blogger Accessories
 
º