30 junio 2008

Revisión a la baja

¿Para cuándo la carrera investigadora en España?

La ausencia de carrera investigadora en este país es, en mi opinión, el mayor problema del sistema de ciencia. Nada es posible sin que la gente que quiere dedicarse a la investigación tenga un camino claro para recorrer (he dicho claro, ni siquiera fácil). Roke ha insistido mil veces en estas grandes deficiencias y estoy de acuerdo con él en todo lo que plantea. Pero eso no es todo, en tiempos de crisis deceleración, el gobierno "revisa a la baja" (¿hasta cuando este estúpido lenguaje?) las plazas de científicos que había dicho que convocaría. El ladrillo se frena y la oferta de empleo público se reduce. Carlos Martínez, reciente Secretario de Estado para Investigacion usa la neolingua: "Esto afectará a nuestras previsiones de incorporación de investigadores". No pasa nada, se hace una previsión para que se vea como van a mejorar las cosas y luego "se revisa a la baja".
Mientras tanto seguimos en el 1.2% del PIB dedicado a ciencia y tecnología.
Dicen que el Gobierno, a pesar de todo, "mantiene su objetivo de crear 50.000 plazas de investigadores -públicos y privados-" de aquí a 2015. Dice don Carlos que "Como la contratación pública va a ser menor, tendremos que hacer dos cosas: estimular al sector privado a que compense en parte ese déficit y recuperar el terreno perdido en lo que resta de legislatura. Hay mucho margen de actuación hasta el 2012". No tanto, don Carlos, no tanto. Especialmente porque no está claro cual va ser el método para recuperar el terreno perdido ni tampoco es nada evidente que el sector privado sea estimulable y se vuelque a financiar la investigación, algo a lo que no está nada acostumbrado en este país. Quiero darles el voto de confianza de que lo conseguirán pero no me pidan entusiasmo a menos que me digan cómo van a hacerlo.
Mientras tanto, la crisis deceleración empieza a abrir agujeros en las promesas. Por ser positivo les diría que en estos tiempos de vacas flacas podría ser el momento de organizar seriamente esa carrera investigadora hoy ausente. Eso es muy barato, sólo hay que pensar un poco y hay mucha gente dispuesta a darles ideas gratis.
Si hicieran eso no sería sólo para esos miles de científicos nuevos que aún no son más que buenos deseos, sino para los que, siendo mucho más reales, llevan años esperando que alguien tome las riendas de una santa vez y organice las cosas. Sólo quieren la oportunidad que se merecen.

4 comentarios:

Arturo dijo...

Como becario en "función" financiado con una beca del antiguo Ministerio de Educación y Ciencia me parece que lo de mejorar la carrera investigadora en España es difícil difícil de conseguir. Para empezar hay que eliminar la endogamia, amiguismos, etc. del sistema, y después agilizar toda la burocracia que hay detrás. Eso sin olvidar una mejorar de la eficacia y gestión de los fondos destinados a la misma, que por otra parte se tendrían que aumentar (es penoso el gasto españaol en I+D, la gente de otros países se me ríen mi puñetera cara) primando la calidad...

Saludos

Roke Iñaki Oruezabal dijo...

Lo triste es que la ausencia de una carrera investigadora lo conocemos todos, todos...no es que sea opinable o matizable, es que tenemos una fuga de cerebros brutal...Y aquí tan panchos financiando y formando gente que luego o se malaprovecha in Spain o de la que se aprovechan en el extranjero...alucinante la insensatez...

Juanjo dijo...

Hola!

Tuve la suerte (o no) de presentarme voluntario a puestos de responsabilidad de una asociación de jóvenes investigadores que pelea por la mejora del sistema y la creación de una CARRERA INVESTIGADORA coherente.

Durante esta epoca me reuní con varios políticos que consiguieron convencerme de que por mucho que trabajáramos con propuestas serias, análisis críticos de cada proyecto de ley y de cada convocatoria de becas, a ellos les da exactamente igual toda esta historia. Incluso aquellos que vienen de la universidad no creen que la investigacion sea útil por sí sola.

El grado de decepción que supuso todo esto hizo que, después de TRABAJAR (el verbo es muy importante, muchos piensan que la investigación no es trabajo) en mi tesis 5 años decidí dejarlo e irme a la empresa privada a aprovechar 5 años de formación (carísima por otra parte) y dos idiomas que me ha dejado mi etapa investigadora.

Esta es la otra fuga de cerebros de la que no se habla tanto, la fuga interna; eliges sólo a los que tienen mejores resultados académicos, haces una inversión fuerte para prepararlos, los mandas al extranjero una época para que aprendan idiomas.... y no le ofreces nada más.

Creo que son muy importantes blogs como este que reflexionan sobre estas cuestiones, si la sociedad no presiona en este sentido, los políticos se quedarán siempre en palabras vacías.

Os dejo el link a la asociación por si a alguien le interesa, espero que no te importe, Angel: www.precarios.org

Un saludo

Angel dijo...

Por supuesto que no me importa, pa eso estamos aunque el peso de los blogs sea indistinguible de cero. Saludos (y disculpa el retraso en conestar, que estaba de viaje).

Grab this Widget ~ Blogger Accessories
 
º