04 enero 2006

3 reformas constitucionales que no se harán mañana

En España se discute sobre reformas de la Constitución. Aparte de las que se manejan en los mentideros de la villa y corte quiero aportar mi granito de arena. Es más, tengo la seguridad de que el buen rollito imperante estos meses hará que sus señorías discutan sesudamente estas propuestas en el bar de las Cortes y lleguen, incluso, a proponer alternativas más elaboradas.
  1. La representación parlamentaria será directamente proporcional al número de votos.
  2. El senado será disuelto por inútil.
  3. La toma de posesión de los ministros estará condicionada a una prueba práctica donde deberán demostrar ser capaces de:
  • expresar ideas simples sin errores gramaticales
  • aplicar las cuatro reglas aritméticas básicas con decimales
  • tener conocimiento de la historia de su país más allá de la última legislatura
En cuanto a la medida 1, véase la entrada de Malaprensa donde muestra que las reglas de reparto actuales sólo benefician al PSOE y al PP y perjudican seriamente la salud de IU. Los partidos nacionalistas están, más o menos, donde les toca.
La medida 2 es pura higiene: todo el mundo está de acuerdo en que el senado no es eficaz pero, simultáneamente, todos los intentos de cambiarlo en dos décadas han fracasado. En conclusión, para poner pesebres, mejor en otra parte y para gente que lo necesite más, que de buitres de corbata y PDA estamos servidos.
La medida 3 es la más difícil, lo comprendo. Pero soy duro, nada de talante, inamovible. Estaría incluso dispuesto a agregar que el ministro de exteriores y el presidente del gobierno deberían saber inglés. A menos que queramos seguir haciendo el ridículo, claro.
Grab this Widget ~ Blogger Accessories
 
º